poemas sin casa.

Jorge Morales Corona

A Bariquí

El viento que trae la lluvia huele a guayaba
tal vez a verde, sabor a verde fresco
un olor a guayaba que me recuerda el pueblo de mi madre
que me lleva a la infancia en la que jugaba
entre barro, piedras y robles
también árboles de limón
árboles altos de Semeruco

árboles de guayaba
como altar de la ceremonia de mi crecimiento

mi infancia está rodeada de verde
al respirar el viento que trae la lluvia vuelvo al vientre
a la tierra que me fue creando poco a poco
también a la épica batalla contra la culebra que quiso marcarme
verde, tanta coloración para camuflarse entre los árboles

el viento me trae el sabor de su mordida
que me enseñó que la ponzoña más acuciante
es la de la memoria

entre tantos árboles yo solía hablar con el silbido
que se deslizaba entre sus hojas
donde el dolor que fui criando conmigo
poco a poco fue una cicatriz sin nombre

el viento me trae el olor de las guayabas frescas
los mordiscos a esa fruta recién bajada hasta mi boca
el sabor de la tierra en su cáscara
la lengua consiguiendo su sabor aterciopelado

hay tanta nostalgia en esa fruta de mi infancia
una presencia que me nombra cuando la mastico
como evocación primigenia del amor
porque el viento me trae el verde frescor de la montaña

el pueblo de mi madre bajo el rocío de la madrugada

el viento me acaricia la melancolía pero me sostengo
en cada mañana jugando al hombre viejo y sabio
al destino imposible de ese niño convertido en poeta

hay pocas cosas de las que me arrepiento
excepto el dejar morir al árbol de guayaba
de las, cada vez, más esporádicas visitas a su reino
al olor de su presencia, al destino que ambos tuvimos

tengo en el olor del viento un poco de arrepentimiento
aunque también sienta que la lluvia solo trae en la memoria
las historias que nos crearon a partir de la alegría

Foto: Clara Briceno Zappacosta.


Jorge Morales Corona nació en Santa Ana de Coro, Venezuela en 1995. Es autor y editor. Ha publicado los poemarios Escribiendo en Tierra de Nadie (2013), Araboth (2015), Alma (2015), Ciudad del Sur (2016), Reflejos Cotidianos (España, 2017), El conjuro del humo (Poemas inéditos) (España, 2018), Guardianes del susurro (Costa Rica, 2018), La condición quebradiza (España, 2020) y [Soid] a la sexta hora (Venezuela, 2020); como narrador el libro de cuentos Cirqueros, Gitanos y Embusteros (España, 2017), El hogar es un nombre que pesa (Costa Rica, 2019), Y será de nuevo ayer (Venezuela, 2020). Ganador del I Slam Poético 0212 (Venezuela, 2020) y del IV Premio de Cuento Santiago Anzola Omaña (Venezuela, 2019). Recibió el Segundo lugar del II Concurso Nacional de Joven Poesía Hugo Fernández Oviol (Venezuela, 2018), Mención Honorífica en el III Premio de cuento Santiago Anzola Omaña, en el IV Premio de Poesía »Descubriendo poetas« (Venezuela, 2020) y en el Concurso Internacional de Teatro Breve »Marité Repetto« (Argentina, 2018). Parte de su trabajo ha sido incluido en antologías en España, Argentina, Colombia y México sobre poesía y cuento. Poemas suyos han sido traducidos al inglés y al italiano. Preside desde 2017 la junta editorial de la Revista Literaria Awen y la dirección de Ediciones Palíndromus. Actualmente cursa estudios de Medicina en la Universidad del Zulia.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: